MUFFINS DE DOBLE CHOCOLATE SINSINSIN

PARA LOS MÁS CHOCOLATEROS.

Y volvemos a las andanzas con otro postre o desayuno de esos que nos gustan a todos y que siempre lo hemos llamado magdalenas o madalenas pero que desde la invasión de los cafés americanos, han pasado a ser los muffins. ¡¡Con lo rico que es el castellano y como renunciamos a veces a él!! A veces me desoriento y hago unas elucubraciones mentales que no vienen al caso, jejeje.

MAGDALENAS SINSINSIN.

Con estas magdalenas SINSINSIN (sin gluten, sin lactosa y sin fructosa) veréis satisfechas vuestras ansias de chocolate para aquellos que, como a mí, nos encanta. ¿Qué mejor manera de desayunar o acabar una comida o tener una merienda? Estas magdalenas dejan en el paladar un sabor genial, gracias a esa mezcla de café, chocolate negro y blanco; además de que la fécula de patata le da una esponjosidad brutal.

TESORO PIRATA.

No vais a poder evitar meter la mano en el recipiente donde las guardéis. Al menos a mí me pasó. Venga echar viajes a la cocina y al destapar la lata. Era como encontrar ese tesoro de las películas de piratas, me venía un olor buenísimo. Y si le dais un golpecito de calor en el microondas, se va a potenciar el sabor y la esponjosidad.

ORIGEN INCIERTO.

Mucho se ha hablado del origen de estos bollitos pero la teoría que gana más adeptos es que en la peregrinación a Santiago de Compostela, una joven llamada Magdalena les servía a los peregrinos unos pasteles en forma de concha. Su sabor cautivó pronto a los caminantes que extendieron la fama de estos pasteles, llamándolos como su cocinera “magdalenas“.

RECETA.

-INGREDIENTES-

200 gr. de harina de arroz blanca.

50 gr. de almidón de maíz o maicena.

50 gr. de fécula/almidón de patata.

2 cucharaditas de postre de levadura de repostería.

1 cucharada colmada de esencia de vainilla.

125 ml. de leche semidesnatada sin lactosa o bebida vegetal que toméis.

4 cucharadas de café de cafetera.

100 gr. de mantequilla sin lactosa a temperatura ambiente (a aquellos que le siente mal, podéis sustituirla por la misma cantidad de aceite de oliva o girasol)

30 gr.  de sucralosa.

100 gr. de chocolate negro apto para los sines.

3 huevos (separas yemas de claras).

125 ml. de nata para montar sin lactosa.

-DECORACIÓN-

Chocolate blanco SINSINSIN

Pepitas de chocolate negro (los especialistas en hacerlas, son mis sobrinos, jejeje con chocolate apto derretido y un decopen. Si no tenéis, os puede servir un biberón de cocina).

Moldes de papel y flaneras individuales de acero o silicona.

VAMOS AL LÍO.

Como paso previo, meter los moldes de papel dentro de las flaneras. Esto se hace para tener listos los moldes y debido a que si no se ponen en flaneras, al ser de papel muy endeble, se esparciría la mezcla a tutiplén y nos quedarían feas nuestras magdalenas.

Se tamiza la harina y la levadura por un lado y por otro y en distinto recipiente se baten las yemas de huevo con la esencia de vainilla.

Añadimos la leche con las cucharadas de café y se calienta un poco para que se infusione bien. Se deja enfriar.

Batimos las claras a punto de nieve y cuando estén casi montadas se añaden 10 gramos de sucralosa y se siguen batiendo hasta que queden consistentes.

Se bate la mantequilla con los 20 gramos restantes de sucralosa y se le añaden las yemas batidas y posteriormente el chocolate fundido. A mí este tipo de chocolates me gusta fundirlos al baño maría pues no le pillo bien al microondas la temperatura y alguna vez se me ha quemado. Si sois de los que usáis el microondas, poned el chocolate en tiempos cortos e id sacándolo de poco en poco para removerlo y evitar que se queme.

Añadid a esta mezcla anterior las harinas y levadura y mezclar todo bien con las varillas.

Incorporamos la nata y la leche a temperatura ambiente.

Añadimos las claras montadas con la sucralosa con movimientos envolventes, nada de batir de nuevo, para evitar que bajen y no queden tan esponjosas.

Hornear a 180 grados unos 20 minutos con calor arriba y abajo y sin ventilador (soy la enemiga número 1 del ventilador del horno, jajaja, nunca lo recomiendo salvo para asados de pescado o carnes). Pinchar con un palillo para ver si están hechas por dentro y dejar enfriar.

VAMOS A PONERLAS BONITAS.

Una vez que ya estén frias, nos resta decorarlas: aquí la imaginación juega un papel esencial. Yo derretí el chocolate blanco y lo vertí por encima y una vez ya templado, le puse las bolitas de chocolate negro. Pero vosotros podeís decorarlas como más os guste

MAGDALENAS DE COLORES.

En mi Instagram hice una versión con arándanos que le daba ese puntito frutal y de color. También estaban espectaculares de ricas así que os invito a que paséis por allí porque os van a encantar.

A partir de ahí, la creatividad y el gusto, y por supuesto, los alimentos que os permitan vuestras intolerancias alimentarias.

LA DESPENSA ES UNA FIESTA.

Mis mañanas se solapan con las meriendas, porque cuando abro el armario y de mi mano viene un aroma complejo y penetrante que me enamora, se me para el tiempo para ocuparlo en el disfrute máximo.

Aroa I.M.

5 comentarios sobre “MUFFINS DE DOBLE CHOCOLATE SINSINSIN

  1. Que ricos estos Muffins sinsinsin!¡¡ Quería ponerme haber que tal me salían pero me falta la fecula de patata… tengo en la despensa de Tapioca, pero supongo que el resultado no será el mismo.. Podría sustituirlo ? Enhorabuena mi querida hada mágica de los sines por el éxito de tu fantástico Blog, tu generosidad y tanto trabajo! Besitos dulces sinsinsin 😘🧡😘

    1. Hola Mónica! me temo que no, la fécula de patata es insustituible porque es lo que le da esponjosidad Saludos!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *